martes, 12 de enero de 2010

Richard Monteghepardi en el Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo

¡Te ruego que difundas mi comunicado al colectivo adjuntando la respectiva notificación del TEDH!


Un saludo cordial
Richard Monteghepardi


¡Hola a todos los papás y asociaciones de padres separados!
Os comunico que he interpuesto una doble demanda (en mi nombre y en el de mi hija Valentina) contra el Reino de España ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, con sede en Estrasburgo, por violación por parte de dicho Estado de los artículos:
a.- 6.1 (Derecho a un juicio justo),
b.- 8 (Derecho al respeto de la vida familiar) y
c.- 14 (Prohibición de discriminación).


Os adjunto la primera respuesta, en alemán, con fecha 21 de diciembre de 2009, por parte del Alto Tribunal Europeo en la que éste me notifica el número del procedimiento en curso.


Ahora todo depende de que si la demanda prosperará y hasta qué punto.
Creo que para esta lucha es clave acudir a los tribunales internacionales denunciando las injusticias judiciales y legislativas made in Spain.
El hecho de que hasta ahora no le hayan llovido a España demandas de este tipo no es una buena señal y no le hace honor a las sesenta y pico asociaciones a favor de la custodia compartida que hay en España.


Efectivamente, con la acción decidida de estas asociaciones sería factible interponer incluso demandas colectivas contra España, tanto por el tema de la custodia compartida como también por la Ley Orgánica 1/2004, de 28 de diciembre, de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género.
Una condena contra España por parte de la Justicia Internacional sería, posiblemente, la única vía para cambiar el estatus quo en este País.


Os recuerdo que hace poco el mismo Tribunal condenó a Alemania por discriminar a un papá, y el legislador alemán ya ha anunciado que modificará la ley causante de aquella vulneración de los derechos humanos.
Os animo, pues, a seguir mi ejemplo.
Para ello, sin embargo, es imprescinidible agotar previamente la vía interna (de forma eficaz), lo cual significa recurrir las sentencias españolas hasta ante el Tribunal Constitucional, en caso contrario, será inadmitida cualquier demanda.


Las posibilidades de éxito no son muy altas (siendo los requisitos de admisibilidad muy estrictos), pero estoy convencido de que vale la pena intentarlo, y en todo caso es mucho mejor intentarlo que tan sólo quejarse diaria y estérilmente en los foros y los blogs...


Si deseáis más información al respecto, podéis poneros en contacto conmigo escribiendo al correo electrónico:
todosconvalentinaysupapa@gmail. com ó llamando al tel. móvil 628 041 125.


Atentamente
Richard Monteghepardi

2 comentarios:

jP dijo...

Mucha suerte.

Angel dijo...

Richard,

Estuve en Estrasburgo hace tres veranos. NO HACE FALTA AGOTAR LA VÍA INTERNA CUANDO EL CONSTITUCIONAL YA SE HA PRONUNCIADO, tengo jurisprudencia al respecto.

Desde ACAPASE ya hemos llevado media docena de asuntos a Estrasburgo saltándonos el constitucional. Los están acumulando.

Extraoficialmente te diré que Estrasburgo se cargará la Ley 1/2004, Están esperando a acumular tantas causas que les resulten escandalosas.