miércoles, 2 de noviembre de 2016

Divorcio: Hipoteca y Pensión de alimentos

EFE/ Almeria/1 noviembre 2016
La A.P. de Almería ha liberado a un padre divorciado del pago de hipoteca y pensión a su exmujer, casada en 2ª nupcias, y además concede al hombre la custodia compartida negada por el juez de primera instancia.
Según ha informado el despacho de la abogada Medrán Cabrera en una nota, el fallo de la A.P. revoca una sentencia del Juzgado de Instrucción nº 6 de Almería, que condenó a su cliente a seguir pagando la hipoteca a pesar de vivir en ella el nuevo esposo y un nuevo hijo de la pareja.
Este juzgado condenó además al hombre a continuar abonando una pensión de 500 euros y le denegó la custodia compartida, por entender que "una mayor estancia de los hijos del primer matrimonio con su progenitor produciría una separación de estos con su nueva hermana".
Dicha sentencia fue recurrida ante la A.P., que ahora deja sin efecto el fallo del juzgado de instancia y modifica la guardia y custodia dando al padre un mayor nº de días con su hijos.
Asimismo, la Audiencia declara "extinguida la atribución a la progenitora del uso y disfrute del inmueble que constituyó el domicilio familiar junto con el mobiliario, ajuar doméstico y cochera anexa a la vivienda familia, pudiendo las partes instar a la liquidación de la sociedad de gananciales".
Además, establece como también extinguida la obligación de pago íntegro de la carga hipotecaria de la finca común del matrimonio por parte del 1º marido y declara que los gastos de los menores se abonarán por mitad entre ambos y de común acuerdo.
El bufete de abogados ha indicado que la demanda de la que surge esta sentencia se produce después de la ruptura de una pareja, padres de gemelos, cuando los niños apenas tenían 1 año de edad.
Según los abogados, fue la mujer "entabló una relación con un compañero de trabajo con el que decidió iniciar una nueva etapa en su vida" y el divorcio "conllevó el abandono del hogar del 1º marido, que, no obstante, siguió pagando la hipoteca pese a que el 2º esposo, que ya contaba con vivienda en propiedad, se trasladó a ésta".
La nueva pareja tuvo una hija de esa unión, por lo que el padre de los gemelos solicitó al juzgado que modificar las medidas de guardia y custodia de los hijos, ahora de 5 años, así como que se le permitiese dejar de abonar la hipoteca de esa casa en la que ya no vive, entendiendo que ambos podían trasladarse a la que el 2º esposo tiene en propiedad.
El juez, en primera instancia, le denegó todas sus pretensiones, condenándole a seguir pagando la hipoteca, hogar de sus 2 hijos, y le denegó la modificación del régimen de custodia.