lunes, 18 de julio de 2016

¿Pensión de alimentos y violencia doméstica?

Las víctimas de impago de pensión deberán denunciarlo para recibir ayudas.  El IBdona ofrecerá asesoramiento e informará en los casos de especial riesgo para formalizar el procedimiento judicial.

Ser Mallorca
Marga Vives, Palma de Mallorca 17/07/2016 -
El impago de la pensión de alimentos en casos de separación deberá ser acreditado mediante una denuncia para poder acceder a las prestaciones públicas que destina el Govern a las víctimas de violencia de género. La nueva ley de Igualdad aprobada esta semana por el Parlament tipifica como violencia de género estas situaciones y habilita a las personas perceptoras de estas pensiones para percibir ayudas. El colectivo de abogados de familia aplaude la medida pero advierte de su complejidad. Desde la Conselleria de Asuntos Sociales aseguran que se adoptarán medidas extraordinarias en aquellos casos en los que la interposición de denuncia implique riesgo para la víctima.
La Asociación de Abogados de Familia considera que la equiparación del impago de pensiones al resto de casos de violencia de género para que las víctimas puedan acceder a las prestaciones públicas es una medida muy positiva, pero alertan de que el hecho de que sea necesario que exista una denuncia previa ante los tribunales puede originar en muchos casos que se abran procesos de litigio complicados, lo que, según Maribel Torres, disuadiría a las víctimas de interponer esa denuncia.
Desde el Govern han previsto medidas extraordinarias para atender los casos en los que la interposición de la denuncia pueda suponer un riesgo para la víctima. Estos casos se derivarán al Institut de la Dona, para que asesore y emita un informe que determine esa situación. De este modo la persona beneficiaria podrá recibir la prestación social que le corresponde mientras se tramita la denuncia. La consellera de Asuntos Sociales y Cooperación, Fina Santiago, afirma que exigen que se denuncien estos casos de violencia de género por impago de pensión, porque no se puede incentivar que el ex cónyuge deje de pagar porque las obligaciones a las que le somete el convenio de separación ya se cubren mediante estas ayudas públicas.
Nota: El PSOE ha perdido el rumbo desde hace años, le afecta la Tranmontana. Ya existe un Fondo de Pensiones al respecto nacional, pero sigue utilizando la violencia contra la mujer de forma política, dando dinero y sin utilizar medidas reales que erradiquen la muerte de las mujeres dia sí, dia tambien, por una normativa que es ineficaz desde sus momento de gestación. Todo por la pasta: hay que conseguir el voto feminista.