sábado, 13 de febrero de 2016

El vivir con un hombre ¿engorda?

iStock_webphotographeer_000004897261_Small
El casarse o vivir con un hombre puede aumentar los riesgos de subir de peso entre las mujeres. ¿Cómo? El vivir en pareja no es una condena para el sobrepeso y las enfermedades relacionadas al mismo. Al contrario, puedes hacer varias cosas para que suceda lo contrario.
¿Alguna vez habías pensado que tu estado civil afecta tu peso? Si eres soltera, no te apures tanto por conseguir un hombre. Los kilos están a tu favor. Existen estudios que demuestran que el casarse o vivir con un hombre incrementan el riesgo de sufrir de sobrepeso.
2 estudios recientes sugieren que tener un compañero masculino va en contra de las libras que se quieren perder. Un estudio realizado en los Estados Unidos (National Longitudinal Study of Adolescent Health) siguió de cerca el estado civil-soltero, saliendo con alguien, viviendo con alguien y casado- de cerca de 7,000 adultos. Luego de observarlos durante un tiempo, los investigadores encontraron algo que te sorprenderá: las mujeres están más en riesgo de sufrir de sobrepeso de acuerdo a su “estado civil”. ¿De qué manera? El vivir con un hombre sin casarse, incrementó en un 63% el riesgo de sufrir de obesidad. El estar casada, aumentó al doble el riesgo de estar gordas en un 127%. Los hombres no se salvan de aumentar de peso, pero sus porcentajes fueron menores.
En Australia, también se hizo un estudio sobre el impacto de las relaciones sentimentales en el peso de las mujeres. Este estudio analizó el cambio de peso de varias mujeres en un período de 10 años en relación a su estado civil o sus relaciones sentimentales. Estos fueron los resultados:
  • Las mujeres con esposos o compañeros y un bebé, aumentaron 20 libras (más de 9 kilos).
  • Las mujeres con esposos o compañeros, aumentaron un promedio de 15 libras (6.8 kilos).
  • Las mujeres solteras sólo ganaron 11 libras (5 kilos) de más.
Pero ¿por qué “pesan” tanto las relaciones? Sucede que cuando empiezas a salir con alguien, a vivir con alguien o decides casarte, esto afecta tu estilo de vida. ¿Cómo? Tal vez decides no ir al gimnasio en la noche porque tienes una cita, tal vez el único momento que tienes para compartir con tu pareja es durante la cena y entonces tiendes a romper ciertas reglas y a comer de más. Tal vez prefieres quedarte en casa “no haciendo nada” juntos, que salir a dar tu paseo en bicicleta. Tal vez él come mucho y es difícil escaparte a las tentaciones.  Puede que muchas mujeres piensen que porque ya tienen un novio o marido, no deben estar tan preocupada por su apariencia.
Sin embargo, no debe ser así. El sobrepeso y la obesidad están vinculados a todo tipo de problemas de salud incluyendo a las enfermedades del corazón y los ataques cardiacos, la diabetes tipo 2 y la diabetes gestacional, la artritis reumatoide, y hasta la salud oral.
Pero el tener un compañero sentimental no quiere decir que debes descuidar tus hábitos saludables. Además, el estar en una relación puede ser una oportunidad para volverte más activa. ¿Qué tal si los 2 van juntos a hacer ejercicio? ¿Qué tal si comparten los platos en lugar de pedir uno entero cada uno cuando salen a cenar? ¿No te gustaría cocinar platos sanos y compartirlos con él? Pon a tu imaginación a trabajar. No hay nada mejor que estar enamorada, y a la vez verte linda y sentirte sana. Hay que cambiar los números en las investigaciones y quitarle el “peso” a las relaciones.