miércoles, 25 de marzo de 2015

México: ¿Qué tan caro es divorciarse?

 
 “De acuerdo con los especialistas, el divorcio es la 2ª experiencia más dolorosa después de la muerte. Morir es inevitable, mientras que el divorcio es una decisión voluntaria, que nunca es sencilla, pues, además de la cuestión legal, abarca transformaciones profundas, como cambio de vivienda, pérdidas económicas y patrimoniales, sociales y familiares, sobre todo si hay hijos”, señala la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco).
De hace 20 años a la fecha, la cifra de divorcios se ha disparado, particularmente en entidades como Chihuahua, Nuevo León y el Distrito Federal, las cuales concentran el 35%  de las separaciones a nivel nacional.
“Al igual que el matrimonio, para que un divorcio sea válido, debes realizarlo ante las autoridades encargadas del trámite, mismas que sentarán acuerdos como la división de bienes y la custodia y manutención de los hijos menores”, advierte la Profeco. Por otra parte, “el divorcio está regulado por los códigos procedimentales de cada entidad federativa, así como por el Código Civil Federal”, y, en general, existen 3 tipos de divorcios: administrativo, voluntario y contencioso o necesario.
El divorcio necesario se realiza en menos de 30 días; mientras que el tiempo que toma realizar un divorcio voluntario dependerá de diversos factores, aunque por lo general se lleva a cabo en no más de 90 días”, acota la Procuraduría.
Sin embargo, el necesario o contencioso es mucho más largo, ya que consta de 3 fases: la 1ª consiste en acreditar con pruebas la o las causales de divorcio y puede durar de 1 año y medio a 3 años; la 2ª etapa puede tomar de 3 a 8 meses y se realiza cuando una de las partes no está de acuerdo con la sentencia y la apela; por último, la 3ª consiste en el trámite de un amparo directo y puede durar de 3 a 6 meses.